No te duermas con éste consejo: DORMÍ!!!

Actualizado: 4 de abr de 2020

No te das una idea de lo importante que es dormir, y las consecuencias negativas de hacerlo poco y/o mal. Leé el artículo y averiguá cómo venís con la almohada.


Después de los 35 empecé a sentirme más cansado, desconcentrado, me ardían los ojos y los notaba hinchados.

Un día, después de haber probado con todas las vitaminas, multivitaminas, recontravitaminas, etc. leí un artículo referido al sueño. A partir de ahí me di cuenta de algo fundamental: la importancia de dormir bien.


Según el libro “Por qué dormimos” de Matthew Walker, dormir menos de siete horas diarias genera los mismos riesgos que fumar varios atados de cigarrillos, o ingerir alcohol en cantidades peligrosas. Pero es más grave porque mientras somos conscientes de los riesgos de esas conductas, no tenemos idea de lo malo que es no dormir.


Yo me pregunto si en una época donde la sociedad necesita exprimir al máximo el rendimiento de las personas, quizás esa sea la causa por la cual no se le da importancia al descanso.

Según el libro “Por qué dormimos” de Matthew Walker, dormir menos de siete horas diarias genera los mismos riesgos que fumar varios atados de cigarrillos, o ingerir alcohol en cantidades peligrosas.

Dormir mal y/o poco nos debilita, nos desconcentra, perjudica nuestra salud física y psicológica. Puede generar aumento de peso, diabetes, hipertensión y depresión entre otros riesgos.

Un dato: entre los mayores de 45, la probabilidad de sufrir un ataque al corazón se duplica para aquellos que duermen menos de seis horas por día.


El cuerpo nos exige ocho horas de sueño, y diez horas a los niños. Pero lograr eso obviamente no es sencillo dada la enorme cantidad de entretenimientos nocturnos, preocupaciones y demás.


La World Sleep Society estableció los diez mandamientos para lograr lo que se denomina “la higiene del sueño”:


- Establece un horario regular para acostarse y despertarse.

- Si dormís siesta, que no dure más de 45 minutos.

- Evita el exceso de alcohol 4 horas antes de acostarte, y no fumes.

- Evita la cafeína antes de acostarse. Esto incluye café, té y muchos refrescos, así como chocolate.

- Evita los alimentos pesados, picantes o azucarados 4 horas antes de acostarte.

- Hace ejercicios, pero no justo antes de acostarte.

- Usa ropa de cama cómoda.

- Sentíte cómodo con la temperatura de tu pieza y mantenela ventilada.

- Bloquea todo el ruido y la luz posible.

- La cama es solo para dormir y para tener sexo (el que tenga la suerte, claro 🤷‍♂️). Nunca la uses para trabajar u otras actividades.

La tecnología también nos ayudan en la búsqueda de Morfeo; acá te dejo un par de apps con las cuales podés controlar cuanto y cómo dormís.


- SLEEP CYCLE: Dejás el celu al costado de la cama y la propia aplicación detecta cuando te dormís, cómo dormís e incluso... te graba los ronquidos 🤭.


- AUTOSLEEP: Es la mejor si contás con un smartwatch que monitorea el sueño. Te desafía a cerrar los círculos de sueño profundo y de sueño de calidad.


Otro dato: es recomendable “sentir algo de frío” al momento de acostarse (el cerebro debe bajar un par de grados en la fase de sueño). Por eso no recomienda mucha calefacción ni gruesos acolchados.


Bueno, a entrenar!! 😄

17 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

SUSCRIBITE A MIS POSTS

¡Te van a llegar por correo! 

© 2020 by Eugenio Malaponte.